Innovación Contra El Dolor

Es una reciente terapia biológica y autóloga, del propio paciente, una evolución del tratamiento de Plasma Rico en Plaquetas (PRP), pues aparte del efecto regenerador de los Factores de Crecimiento, agrega un muy, muy alto poder antiinflamatorio, en la que desde la sangre del propio paciente se consigue suero, el suero autólogo condicionado, en unos cilindros especiales que poseen unas perlas de cristal, novedad que aporta este sistema y que en contacto con la sangre del paciente produce asimismo grandes cantidades de una potente proteína, la proteína antinflamatoria IL-1Ra que es el principal antiinflamatorio de nuestro organismo, logrando una acción antiinflamatoria, protectora y regeneradora de las articulaciones. En caso de que la artrosis se halle en fases muy avanzadas, se sufra de grandes dolores y la articulación esté muy inflamada, el mejor tratamiento es Orthokine. La duración de las ventajas del tratamiento depende de la gravedad de la enfermedad y de la condición general del paciente. La terapia Orthokine® se fundamenta exclusivamente en substancias que genera el cuerpo del paciente y es, por consiguiente, muy bien tolerada. Numerosos estudios prueban la alta eficiencia y el beneficio durable de la terapia ORTHOKINE OZONIZADO, que se emplea desde 1997 en Europa, con elevadas tasas de éxito. Ya que con la terapia Orthokine se pueden conseguir mejoras que duran hasta los 2 tres años. Sin embargo, en el tratamiento de lesiones degenerantes de las articulaciones es donde el plasma rico en factores de crecimiento se ha mostrado más inconsistente, con mejoras poco duraderas.
La Terapia Neural, a través del estímulo hiperpolarizante dado por la procaína, deja restituir el potencial eléctrico celular en el campo interferente, facilitando de nuevo la comunicación neurovegetativa que se encontraba interrumpida. El Orthokine conseguido se conserva en un congelador y se descongela toda vez que se aplica al paciente.
Es conveniente recurrir a especialistas con solidez científica y experiencia en el uso del tratamiento. En cualquier caso, el paciente evitará someterse a un tratamiento complejo y exageradamente prolongado en el tiempo. Su precio es muy elevado y, tras veinticinco años en empleo, a pesar de unos buenos resultados clínicos tiene sus indicaciones muy restringidas y limitaciones. Al agredir esa inflamación crónica, Orthokine no es sólo una terapia regenerativa y analgésica, sino más bien asimismo condroprotectora.
Lo cuenta Peter Wehling, científico alemán que ha convulsionado la medicina del deporte con un tratamiento revolucionario: Orthokine. El procedimiento Orthokine es una terapia autóloga (con tejido del propio paciente) para el tratamiento de la artrosis y el dolor de espalda , que se enmarca dentro de lo que se conoce como Prótesis Molecular”. En función del grado y la limitación del paciente, el tratamiento precripto cambia desde la fisioterapia el ejercicio hasta el empleo de fármacos condoprotectores, las infiltraciones de ácido hialurónico de factores de crecimiento.
El factor Q funcional viene dado por el tamaño de la pelvis de cada individuo (distancia existente entre las crestas iliacas), y a fin de que sea efectivo debería coincidir acercarse lo máximo posible a la distancia existente entre los centros de los pedales de nuestra bici.
Es esta combinación única de Factores de Crecimiento y citokinas anti-inflamatorias la que deja a Orthokine lograr resultados superiores y más durables en los casos de artrosis avanzadas, por consiguiente, los pacientes con una artrosis dolorosa y una importante inflamación son los más convenientes para esta terapia.
Aparte de para tratar la artrosis, la terapia Orthokine asimismo está indicada en medicina deportiva , para favorecer la restauración de lesiones en los tendones y roturas fibrilares, por ejemplo, en el caso de rotura del ligamento de Aquiles , inyectar al paciente el suero rico en factores de crecimiento mejora los resultados de la intervención quirúrgica y acelera la recuperación.
Los resultados que ofrece Orthokine son mucho más positivos y superiores a las presentes opciones alternativas no quirúrgicas para tratar la artrosis, en verdad, es el doble de eficaz que las infiltraciones de ácido hialurónico que se aplican actualmente para tratar la artrosis de rodilla.
Karin Freitag a pasar por diferentes centros y especialidades dentro del campo de la traumatología y la reumatología. Orthokine induce la formación de sus proteinas mensajeras protectoras, naturales y autólogas. Me podeis dar vuestra opinion si teneis lo mismo, sea el cartilago de rodila gastado. Cómo Tratar La Artrosis Cervical en el tratamiento Orthokine se trata de inyectar en las articulaciones dañadas, la sangre que ha sido extraída de su organismo. Esta técnica además de progresar los síntomas de la artrosis (dolor de espalda, las tendinitis, la artritis, las roturas fibrilares), se utiliza para el tratamiento de otras lesiones musculares. El doctor Wehling ya visitó nuestro centro de salud en dos mil doce y por aquel entonces prometió volver a Sevilla. Hay que decidir cuánto tiempo queremos tardar en tener de nuevo dolor y qué precio queremos abonar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *